Luego del encuentro, los mandatarios firmaron un documento en el que expresan sus preocupaciones ante la situación que enfrentan tras las medidas anunciadas por Nación.

Foto: Gobierno de Santa Fe

El gobernador Miguel Lifschitz participó este miércoles en la ciudad de Buenos Aires de un encuentro desarrollado en la sede del Consejo Federal de Inversiones al que asistieron los primeros mandatarios de varias provincias argentinas, en el que se firmó un documento expresando sus preocupaciones ante los últimos anuncios del gobierno nacional.

Al respecto, el gobernador declaró que llegan con muchísima preocupación, al igual que el resto de los gobernadores: “En los últimos meses, la situación de las provincias se viene deteriorando por la caída de la recaudación, la situación social y económica, la pérdida del empleo y el aumento de la pobreza“, indicó.

Leer más: Lifschitz criticó la postura del Gobierno Nacional tras las PASO

Vamos a exigir judicialmente, en una acción conjunta que se llevará adelante el próximo lunes, solicitarle a la Corte Suprema de Nación una medida de amparo para proteger los recursos de los gobiernos provinciales que son indispensables para garantizar los servicios fundamentales a cargo de las distintas provincias”, añadió Lifschitz.

Leer más: Lifschitz ratificó la cláusula gatillo en Santa Fe

El gobernador indicó que si no hay una medida de reparación del gobierno nacional en relación a los recursos de las provincias, todas estarían en situación crítica para poder resolver la situación financiera de aquí a fin de año. “En el caso de Santa Fe, representa alrededor de 4 mil millones de pesos de pérdida de aquí a diciembre, una cifra enorme muy difícil de absorber en un presupuesto que no preveía de ninguna manera esa situación“, agregó Lifschitz.

EL DOCUMENTO
En el documento firmado por los gobernadores destacan como positivo que el gobierno nacional decida aplicar medidas paliativas para algunos sectores pero no así el disponer inconstitucionalmente de recursos que son parte de las provincias, tanto por el presupuesto en ejecución como por el pacto fiscal.

Dado el carácter arbitrario y perjudicial de esta acción del Estado nacional que priva de los ingresos que por ley en vigencia corresponden a las provincias, las pone a éstas al borde de una grave crisis. Por tanto, las provincias se comprometen a defender los intereses de sus representados si esta actitud no se revierte.

Fuente: Gobierno de Santa Fe