“Sin solidaridad estamos lejos de lograr el objetivo y más de 130 países aún no han recibido una sola dosis”, lamentó la directora de la Unesco, Audrey Azoulay.

La Unesco pidió que las vacunas sean de interés público mundial 

Este miércoles Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) solicitó que las vacunas contra el coronavirus sean declaradas bien de interés público mundial para garantizar así un reparto equitativo. De esta manera, el organismo se suma a las advertencias de Gobiernos e instituciones que acusan a los países más ricos de acaparar dosis, y exhortó al G-7 a traducir en hechos sus anuncios de donación.

Leer más: Farmacéuticos de Santa Fe piden ser vacunados contra el coronavirus

Cuando se anunciaron las campañas de vacunación en todo el planeta, el mundo respiró aliviado, pero sin la solidaridad estamos lejos de lograr el objetivo y más de 130 países aún no han recibido una sola dosis“, lamentó la directora de la Unesco, Audrey Azoulay durante una conferencia virtual de la que participaron, entre otros, el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, y dos comités científicos y de bioética.

La Unesco recalcó que mientras algunos países se aseguraron vacunas como para proteger a toda su población varias veces, las regiones del sur “se están quedando atrás“, según la agencia de noticias Europa Press.

En la misma línea, reclamó al G-7 que traduzca sus palabras en hechos concretos, después de que la semana pasada el grupo expresara su intención de enviar millones de dosis a estos lugares.

Tal como están las cosas hoy, los habitantes de muchos países en desarrollo no tendrán acceso a las vacunas hasta bien entrado el año 2022“, expresó Audrey Azoulay.

Leer más: La vacunación a docentes será con la llegada de las dosis de China

Tanto para el Comité Internacional de Bioética (CIB) de la Unesco y la Comisión Mundial de Ética del Conocimiento Científico y la Tecnología (Comest), la responsabilidad de la desigual distribución es responsabilidad de las farmacéuticas.

Tienen la responsabilidad de compartir la propiedad intelectual” lograda gracias “al apoyo de los Gobiernos para permitir a los fabricantes de todos los países” el acceso a ellas, aseguraron ambos comités.

Fuente: Télam