Este martes se produjo un sismo de magnitud 7.1  en México en el límite entre Morelos y Puebla, y los temblores se sintieron con mucha fuerza en la Ciudad de México. Andrés Basualdo, santafesino que vive en la capital mexicana dialogó en Malas Costumbres.

Andrés Basualdo – Sol 9.15

Este martes se produjo un sismo de magnitud 7.1  en México en el límite entre Morelos y Puebla, y los temblores se sintieron con mucha fuerza en la Ciudad de México. Andrés Basualdo, santafesino que vive en la capital mexicana dialogó en Malas Costumbres y dijo que “fue bastante traumático, me agarro en la calle. Vi como los edificios se sacudían y caían algunas estructuras metálicas, hubo algunos derrumbes”.

Por otra parte expresó: “A mi departamento no le pasó nada, estamos con todos los servicios. Las cosas que me contaban mis amigos es increíble, ver cadáveres o ver padres sacando cadáveres de sus hijos es inexplicable”.

“La principal herramienta con que cuenta el Estado es una especie de alarma sísmica en las principales arterias de la ciudad. Es imposible no escucharlo y a partir de que suene tenés que evacuarte. Pero la cercanía del epicentro hizo que la alarma sonara después del sismo”, culminó.

Por el sismo en México se registran hasta el momento 217 muertos