Ya fueron instaladas las campanas en diferentes barrios de la capital. Los vecinos pueden acercarse a depositar sus residuos reciclables en cualquier día y horario.

Puntos Limpios. Foto: Municipalidad de Santa Fe.

Reciclado en la ciudad

Durante el verano, la Municipalidad instaló Puntos Limpios en los lugares de recreación más visitados por los santafesinos, con la idea de que los vecinos y las vecinas se acerquen a depositar sus residuos reciclables en cualquier día y horario.

Recientemente se sumaron nuevas campanas a las ya ubicadas en diferentes puntos de la capital provincial, para depositar el material limpio y seco: de color anaranjado para papel y cartón, y de color azul para metal plástico y vidrio.

Las mismas se encuentran ubicadas en el Palacio Municipal, el Anfiteatro del Parque Sur, la Estación Belgrano, las sedes del Instituto Municipal de Salud Animal del Jardín Botánico y el Parque Juan de Garay, el Distrito Este y el Distrito Noroeste.

Los Puntos Limpios permiten a cada vecino y vecina de la capital depositar sus residuos reciclables para que sean tratados y recuperados. De este modo se logra disminuir el caudal de basura que se traslada al relleno sanitario.

La experiencia piloto se inició en enero pasado, cuando se instalaron los depósitos de residuos secos y húmedos. Junto a ellos, integrantes de la Cooperativa Dignidad y Vida Sana, conversaban con los santafesinos sobre la importancia del reciclado: relataban cómo realizaban su trabajo por aquellos días y explicaban las maneras más convenientes de separar la basura.

 

Leer más: ¿Por qué es tan importante el reciclaje? 

 

Ante el coronavirus

Hoy, en el marco de la pandemia de COVID-19 y la peligrosidad que representa para los integrantes de la cooperativa trabajar con los residuos secos de toda la población, la Municipalidad definió que todos los desechos sean depositados en el relleno sanitario, ya que no se puede verificar que no estén contaminados. Esa decisión sigue los lineamientos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que recomienda no clasificar residuos domiciliarios.

Como otra medida para preservar a los trabajadores de las empresas recolectoras, se solicita a la comunidad que los residuos domiciliarios se saquen sólo en bolsa cerrada, se rocíen con alcohol al 70% o lavandina diluida y no se coloquen en el piso; mientras que las personas que estén cumpliendo la cuarentena, presenten síntomas o tengan diagnóstico de coronavirus, deben utilizar doble bolsa.

En ese sentido, las campanas ubicadas en los Puntos Limpios otorgan otra ventaja: “Recolectar este material seco lleva un tiempo importante y, una vez que llega a la planta, es detenido 72 horas antes de abrirse. Esto hace que el virus, en caso de estar presente, ya esté desactivado, de acuerdo a la OMS. Así se puede trabajar con mayor seguridad”.

Fuente: Santa Fe Ciudad.

 

Leer más: Diputados solicitaron la veda a la pesca comercial en los ríos de Santa Fe.