La polémica desatada por la exhibición de un número real llevó a que se reediten escenas.

Quitan escenas de El Juego del Calamar 

Este martes la plataforma de streaming Netflix anunció que eliminará escenas de la serie que es furor: “El juego del calamar”. El motivo de ello es que en dichas escenas se veía un número telefónico auténtico.

Junto a la compañía productora estamos trabajando para resolver esta cuestión, incluyendo la edición de escenas con números telefónicos donde sea necesario“, indicó la compañía en un comunicado.

Leer más: El uso de mensajes de texto se incrementó un 1.200% durante la caída de WhatsApp

Es que un usuario surcoreano reveló la semana pasada que era el propietario del número que aparece en la tarjeta de la misteriosa organización del siniestro juego: “Me llaman día y noche para satisfacer su curiosidad“, expresó el ciudadano no identificado en un artículo del periódico coreano Money Today.

A su vez, en Inglaterra, la agencia gubernamental Ofcom advirtió a Netflix que al revelar información de un particular, aunque fuera de manera no intencionada, estaba vulnerando leyes vigentes de protección de identidad.

Leer más: Ángela Leiva sobre las críticas a La 1-5/18: “Critican esta serie y Avenida Brasil que también hablaba de los pobres, no dijeron nada”

Otra consecuencia inesperada del éxito de la serie creada por Hwang Dong-Hyuk, es que en Corea, la compañía proveedora de internet SK Provider inició una demanda a Netflix por el brusco aumento de tráfico en sus redes a causa de la conversación digital desatada alrededor del show televisivo.

En su demanda, la empresa señala que Netflix es la segunda marca generadora de tráfico en Corea del Sur detrás de Youtube, y que firmas como Amazon, Facebook y Apple pagan una tasa extra por el uso de ancho de banda.

Leer más: Se conoció un adelanto de la serie de Diego Maradona

SK reclama que Netflix pague el mismo canon de manera retroactiva a mayo 2018, e hizo un estimado según el cual solo por el tráfico generado en 2020 la N roja debería pagar 28 mil millones de wones, unos 20 millones de dólares.

Fuente: Página 12