El funcionario salió al cruce de quienes se opusieron al tratamiento sobre tablas del proyecto reformista que impulsó el oficialismo.

El ministro de Gobierno provincial, Pablo Farías, participó junto a varios de sus pares del gabinete del gobernador Miguel Lifschitz del maratónico debate de este miércoles en la Cámara de Diputados. Y fue el único que se mantuvo estoico en su silla, detrás de las bancas ocupadas por los opositores hasta que terminó de hablar el último de los treinta oradores en el recinto de sesiones y se pasó a la votación que resultó adversa para las aspiraciones reformistas de la Casa Gris.

A minutos de que Antonio Bonfatti diera por concluida la sesión especial, en el hall de la Legislatura Farías se despachó contra “el doble discurso de muchos legisladores que dijeron que estaban de acuerdo con el tratamiento pero terminaron no dando el quórum requerido en algunas de las comisiones para tratarlo o, directamente, no concurren a las comisiones, o aquellos que se quejan de alguna falta de consenso y tampoco hicieron ningún esfuerzo sabiendo que el gobierno hace más de dos años que está tratando el tema“.

Al respecto, el ministro agregó: “Llama la atención la actitud de algunos legisladores del justicialismo y de otros que estuvieron en el PJ y ahora están en el bloque de Cambiemos, que hablan como si no tuvieran historia. Cómo si no hubiesen tenido 24 años de gobierno en la provincia“.

El funcionario que más batalló para que saliera la reforma constitucional en 2018 continuó con su análisis filoso de lo ocurrido en Diputados. “Hay una lectura política profunda para hacer de dirigentes políticos que pretenden que nada cambie y ahora dicen que seguirán tratando los proyectos (de reforma constitucional) en comisiones, pero eso siempre está por verse“, aseveró.

A modo de dardo político dirigido al justicialismo, Farías ejemplificó: “Si la Constitución hubiera previsto la protección de nuestra principal entidad financiera, al Banco Provincial no lo hubiéramos perdido. Eso significa muchos miles de millones de pesos para los santafesinos que se perdieron“.

También lamentó la votación que impidió el tratamiento sobre tablas del proyecto oficial: “Estaban dadas todas las condiciones, seis horas de debate demuestran que todos sabíamos de qué estábamos hablando. Hubo un estudio profundo y, sin embargo, se negaron a avanzar en la habilitación para una elección de convencionales constituyentes, pero se perdió una gran oportunidad y ahora se verá cómo sigue“.

Fuente: La Capital/SOL 91.5