Ayer miércoles se hubiera jugado la final de la Copa Sudamericana entre Atlético Nacional y Chapecoense, por eso el club colombiano preparó un enorme homenaje en honor las víctimas del accidente aéreo en el cual murieron 71 personas como consecuencia de la precipitación a tierra del vuelo de la compañía LAMIA.

 

El homenaje incluyó un minuto de silencio, honores del Ejército Nacional, la Policía y la Fuerza Aérea y entrega de ofrendas florales.

Además, en su discurso, el presidente de Altético Nacional, Juan Carlos de la Cuesta, llamó a la unión en el fútbol: “Si estamos unidos el dolor se lleva más fácil”.


Fuente: Infobae