Así lo requirió el juez federal Sebastián Casanello para obtener más datos sobre la transferencia de dinero desde las cuentas de los jugadores hacia la de los cuatro hijos de Lázaro Báez.

Los representantes de Carlos Tevez y Gabriel Heinze deberán declarar debido a la vinculación de los jugadores con la causa de la “Ruta del Dinero K”. El juez federal Sebastián Casanello los citó para recopilar datos acerca de las transferencias realizadas desde las cuentas bancarias en Suiza de los jugadores y que tenían como destino final a los hijos de Lázaro Báez.

De acuerdo a los documentos liberados por Suiza, desde la cuenta de Carlos Tevez se transfirieron 550.000 dólares desde una cuenta suiza a otra, a nombre de los hijos de Báez. De la misma forma, 180.000 doláres de la cuenta de Heinze tuvieron el mismo final. El juez explicó, además, que cita a los representantes porque fueron ellos quienes reconocieron públicamente estos movimientos desde las cuentas personales de los ex Selección Argentina.

Pero los representantes no son los únicos, también fueron citados titulares de otras cuentas que giraron dinero a los hijos de Báez.

Tanto Tevez como Heinze salieron rápidamente a desvincularse de la cuestión y dijeron que no conocieron al empresario (Báez). Adrián Roucco, representante del apache, habló al respecto en el programa Animales Sueltos y también dijo que la relación del jugador con Báez “es cero”.

“Carlos Tevez, residente fiscal en Inglaterra, necesitaba enviar plata al país. Él cobraba su sueldo deducidos los impuestos, porque el club en Inglaterra es agente de retención. Eso va a parar a una cuenta que él designe. Y él tenía una cuenta de ahorro en Suiza”, cerró.