Su abogado, Hector Superti, presentó un escrito en el Juzgado que lleva la causa con su decisión. El caso puede quedar impune. “Es una sorpresa,” expresó el defensor del imputado.

bonfatti decla

El gobernador Antonio Bonfatti desistió de acusar al único procesado por el ataque a balazos a su casa en Rosario el 11 de octubre de 2013. En una decisión que se conoció ayer en los tribunales de Rosario, el abogado que representa al mandatario, Héctor Superti, dio a conocer que Bonfatti no acusará en el juzgado de Instrucción a Emanuel José Sandóval, quien fue procesado y quien cumple prisión domiciliaria por “amenazas agravadas por el anonimato y uso y abuso de arma de fuego y daño”. Ema Pimpi, como se lo conoce a Sandoval, estaba identificado como uno de los autores materiales del atentado más grave de los últimos tiempos.

El caso puede quedar impune si no se producen novedades del ataque, ya que no hay en el expediente ninguna hipótesis que conduzca hacia personas o motivaciones distintas de las que ya se establecieron. Superti tomó esta decisión luego de que Marcos Cella, el abogado defensor de Ema Pimpi, pidiera que la causa fuese elevada a juicio oral y público.

En función de la recopilación de evidencia realizada a la fecha, esta querella no ha de promover acusación contra el imputado Emanuel José Sandoval”, señala el escrito presentado por Superti.

Es una sorpresa que el gobernador Bonfatti desistiera de promover la acusación contra Sandoval. Esto no hace más que afirmar lo que ya dijo el camarista Alfredo Ivaldi Artacho, en la audiencia de prisión preventiva a Sandoval, cuando explicó que a su criterio no había elementos para lograr una condena en su contra”, apuntó Cella.

De todos modos, la Fiscalía puede continuar con el curso de la acusación, pero es poco probable después de la decisión que tomó el gobernador.

Fuente: El Litoral