Lo dijo el candidato a presidente por el Frente de Todos, Alberto Fernández. “Estoy seguro que vamos a poder ir contra el hambre”, aseguró.

Alberto Fernández.

Elecciones 2019

Alberto Fernández, candidato a presidente por el Frente de Todos, analizó el panorama de cara a los próximos años. “Vamos a recibir una economía muy diezmada, muy destruida y un escenario internacional poco fácil, pero esta vez la gente tiene que tener la tranquilidad de que quien gobierne no va ir contra ellos, sino que les va a pedir que lo acompañen”, dijo y agregó: “Estoy seguro que vamos a poder ir contra el hambre, que vamos a mejor la calidad institucional, el salario, devolverles el trabajo a quienes lo han perdido”.

“Tenemos que para la pelota por 180 días para recomponer salarios sin que signifique un aumento de la inflación”, declaró en referencia a una armonía con el campo y la industria y advirtió: “Estamos acostumbrados a un gobierno que se resignó a una economía achicada y nosotros queremos una economía donde el consumo vuelva a asomar porque va a aumentar la producción y el empleo”.

Luego afirmó que como presidente lo llamaría a Macri y evaluó la situación del actual mandatario y la suya: “Su poder se ha enflaquecido y yo no tengo más que la condición de candidato”.

También aseguró que no le consultaron sobre el control de cambios y el “reperfilamiento”, pero que hablaron sobre el tema: “Le dije al Presidente si no le habían prestado atención el mercado cambiario y al bancario, me parecía necesaria tomar una decisión para frenar la fuga de los depósitos. Le sugería un feriado bancario, el creyó que no era necesario, para mi desgracia en esos dos días se fugaron 3 mil millones de dólares”.

 

Fuente: Minuto Uno.